miércoles, noviembre 07, 2007

La despedida de Pep

Todos los que seguís este blog sabeis quien es mi compañero Pep, amigo, compañero de trabajo y de oposición a lo largo de este último año. Una vez resueltos los méritos y pasado los plazos correspondientes, por fin ha empezado a trabajar en su nuevo puesto, con plaza fija, en la Biblioteca de Sociales. No se ha ido muy lejos, pero para mí, acostumbrada a tenerlo enfrente cada día, se me hace duro venir y no verle en su mesa...snif....

El caso es que la semana pasada le hicimos una despedida todos los del despacho. Pep nos invitó a un aperitivo buenísimo en el que colaboramos Eli y yo, que nos tuvo currando media mañana extendiendo tomate en los bocatas y paté en los montaditos, mientras el supervisaba las bandejas en plan chef...el resultado valió la pena:


La mesa redonda del SBD, llena de bocatas y canapés

Después de comer y beber llegó el momento del discurso y los regalos, primero le dimos un álbum que habiamos hecho con mucho cariño y bastante pegamento , con fotos de todos estos años. Los compañeros lo firmamos y le pusimos las típicas dedicatorias como "suerte" "que te vaya bien", alguna escribió un romance, otros pusieron algo gracioso, en fin que Pep estaba emocionado.

Pep y su álbum de fotos

Pero lo mejor de todo fue cuando aparecí yo con el regalo de verdad...cuando lo veais sabréis al momento quien tuvo la idea:

Pero que bonito fue!! reconozco que a todos se nos escapó una lagrimilla, pero el que más lloró fue Pep, y es que no me extraña con ese pedazo de bicicleta tan chula!! Ahora se va a otra biblioteca a trabajar, pero eso si se va en bicicleta, con todos los beneficios que como todos sabeis, trae incorporado el pedaleo!

Bicicleta Elops 1 de Decathlon con portaequipajes y candado incorporado, 200 euritos
La cara que puso y el abrazo posterior, no tienen precio.

9 comentarios:

cucumber dijo...

que despedida más guay, y que buena idea regalarle una bici.
seguro que a Pep lo vas a echar mucho de menos, y espero que sea feliz su nuevo puesto de trabajo.

pep-ito dijo...

Muchas gracias María, me has hecho llorar otra vez. No voy a ganar para pañuelos. Mis compañeras me están mirando y no se explican el por qué lloro.
Muchas gracias, te lo digo de corazón.

Gracias Cucumber por todo. Un besote a ti también.

Don Biciclote dijo...

No os conozco, y me ha emocionado... Que cosas tiene esto de la red!

Anónimo dijo...

rous dice
que emocionante, yo tambien estoy llorando,suerte que no me toca mostrador,,,, aun me acuerdo de mi despedida y me entran dolores de toda clase, muchas felicidades pep

Slim dijo...

jope que (snif) sentimentales sois...

Toupeiro dijo...

La despedida es un cóctel de tristeza y alegría, tristeza porque un amigo se aleja en la distancia, que no en el sentimiento, dejándote vacío un cachiño en el corazón, alegría pues es por su propio beneficio, llevando a donde va un trocito de ti.
Te deseo Pep una pronta adaptación a tu nuevo sitio, y a ti Slim que cuando lo eches en falta no te pongas triste, el estará bien, eso es lo que importa.

Zar Polosco dijo...

Confiemos que en su nuevo destino Pep tenga más tiempo para actualizar su blog.

A estas horas, y sin almorzar, cuando he visto la mesa con los condumios poco más y me como la pantalla.

Suerte, Pep. Con la nueva ronda podrás ir en bicicleta sin excusas.

elbé dijo...

Bonita despedida. No me extrañan nada esas lágrimas.

Anónimo dijo...

Peazo bici, menudas/os compis que tienes, han puesto el listón muy alto.

Mucha suerte en tu nuevo curro

Inibi-que también esta emocionao